MORBILIDAD Y MORTALIDAD EN NEONATOS SOMETIDOS A VENTILACIÓN MECÁNICA

Autora: LE Karen García Ortiz


Cita: Soto P., et al. Morbilidad y mortalidad en neonatos sometidos a ventilación mecánica. Revista Ciencias Médicas. 2013. 17(6):96-109 


Resumen del artículo 

• Introducción: La ventilación mecánica es ahora una terapia para todas las formas de fallo respiratorio, y aunque la insuficiencia respiratoria tiene indicaciones precias, la ventilación temprana suele ser útil sobre todo en el pretérmino, donde la capacidad de la reserva pulmonar y energética se halla disminuida ante una demanda elevada, el inicio temprano de la ventilación mecánica puede aliviar o evitar insuficiencias respiratorias graves. El neonato después del octavo día en ventilación mecánica aumenta el riesgo de neumonías y otras infecciones, así como la displasia broncopulmonar, hemorragia pulmonar y otras complicaciones. La asfixia al nacer es una de las principales causas de ventilación pulmonar asistida, así como la enfermedad de la membrana hialina entre otras. La incidencia y mortalidad varían dependiendo de la atención médica prestada, de la calidad del personal a cargo del cuidado del neonato y del desarrollo científico técnico alcanzado.

• Métodos: Se realizó una investigación observacional, descriptiva, longitudinal y ambispectivo, en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales del Servicio de Neonatología del Hospital Universitario Abel Santamaría Cuadrado en los años 2011-2012. El universo estuvo formado por los 10583 neonatos nacidos en el periodo establecido y la muestra por aquellos que requirieron ventilación mecánica en algún momento de su evolución . Para la ejecución de la investigación en una primera etapa se revisaron las historias clínicas de la totalidad de los neonatos ventilados nacidos en el período establecido. Se confeccionó una ficha técnica que contó con 12 preguntas, donde se recogieron los datos de dichas historias clínicas para el cumplimiento de los objetivos propuestos. Para la obtención del peso de los bebés, se utilizó la balanza digital de la incubadora, marca ATOM V-2100G. Todas las pesadas se realizaron con el niño desnudo (dos pesadas sucesivas sin haber ingerido alimento). El instrumento se calibró al cero antes de cada pesada y se comprobó periódicamente con pesos conocidos. El registro siempre se realizó en gramos. La edad gestacional se midió en semanas completas, y además se consideraron el primer día de la última menstruación, el ultrasonido del programa y el test de Dubowitz. Para la evaluación del crecimiento intrauterino se tuvieron en cuenta las tablas cubanas de Dueñas y col.  Las principales causas de muerte en los recién nacidos fallecidos se tomaron de los reparos de los certificados de defunción.

• Resultados: Se observa un ligero predominio del sexo masculino con un 53,0% de los casos estudiados. Con relación a la edad gestacional se observa que en el grupo de peso >2500g hubo un predominio de neonatos ventilados en las edades comprendidas entre 37-41 semanas de gestación (n=90/91.8%,) y para el grupo <2500g predominaron los recién nacidos incluidos entre las 27-31 semanas (n=36, 48.6%), con una edad gestacional promedio para los embarazos pretérminos de 31.2 semanas y una DS 2.5 semanas. Se muestra que tanto para los normopeso como para los bajo peso predominó la cesárea con un 52.1% y 63.5% respectivamente. En cuanto al puntaje de Apgar existió un predominio del Apgar normal para ambos grupos de peso con un 58.2% y un 72.9% respectivamente. El Apgar bajo fue 1,5 veces más frecuente en los niños de peso normal que en los bajo peso.

Se presenta que las tres primeras causas de ventilación en sentido general fueron la asfixia perinatal (27,9%), la enfermedad de la membrana hialina (24,4%) y la bronconeumonía congénita (12,2%). Al analizar la tabla por grupos de peso se comprobó que en los recién nacidos con peso =2500 g predominó la asfixia perinatal (40,8%), seguido de las malformaciones congénitas (13,3%) y la broncoaspiración de líquido amniótico meconial (11,2%). Por otro lado, en los niños menores de 2500 gramos incidió como primera causa la enfermedad de la membrana hialina (54,1%), seguida de la bronconeumonía congénita (16,2%) y la asfixia perinatal (10,8%).

Se observa que las complicaciones más frecuentes fueron: el bloqueo aéreo (n=19/57 y 33.3%), la bronconeumonía adquirida (n=10/57 y 17.5%) y la displasia broncopulmonar (n=7/57 y 12.3%), predominando -como era de esperarse- en aquellos recién nacidos ventilados por >96 horas, 44 recién nacidos cursaron con complicaciones, 11 eran ventilados de <96 horas y 33 ventilados de >96 horas. La cantidad de neonatos complicados durante la ventilación mecánica fue 3.6 veces mayor en los niños ventilados con >96 horas que en los ventilados con <96 horas (42.3% vs 11.7%).

Discusión-conclusión: 

La prematuridad y sobre todo los recién nacidos de muy bajo peso al nacer (RNMBPN), constituyen el principal indicador de necesidad de soporte ventilatorio, debido a la inmadurez de sus órganos y sistemas, que los hace muy vulnerables ante las sepsis y otras complicaciones.

Conociendo que la prematuridad y el bajo peso al nacer constituyen un problema para el mundo, y que tienden a incrementarse a pesar de las acciones preventivas de salud y los

avances en el cuidado intensivo perinatológico, se hace necesario continuar avanzando en el conocimiento para el logro de óptimos resultados y optimizar la atención integral de estos problemas, con el fin de aumentar no solo la tasa de sobrevida, sino la calidad de vida, y evitar las complicaciones y secuelas que hoy están presentes en este tipo de niños, sobre todo en los menores de 1500 g.

El inicio temprano de la ventilación mecánica puede aliviar o evitar insuficiencias respiratorias graves. La indicación y duración del soporte ventilatorio debe ser evaluada con precisión, pues como todo proceder invasivo, no está exento de complicaciones, que pueden en algunos casos, provocar secuelas permanentes y hasta la muerte. El neonato, después del octavo día en ventilación mecánica, aumenta el riesgo de neumonías y otras infecciones, así como la displasia broncopulmonar, hemorragia pulmonar y otras complicaciones.

Comentario

• Evidencia actual sobre el problema del estudio

  • Naranajo A, Arman G, Montano A y Haces Trujillo Y, comentaron las principales causas de uso de la ventilación mecánica en neonatos, como lo son:
  1. Bronconeumonía 
  2. Síndrome de dificultad respiratoria severa
  3. Síndrome de dificultad respiratoria transitoria
  4. Cardiooatía congénita

Según su estudio, el 62% de su población afectada fue del sexo masculino, la edad gestacional mas frecuente fue de 32 semanas y neonatos con peso de menos de 2500gr. Las complicaciones mas recurrentes en dicho estudio fueron:

  1. Neumonía asociada al ventilador
  2. Hemorragia pulmonar
  3. Atelectasia
  • Carballo C, Gómez M y Recalde L, comentan que el 43% de su población total tuvo complicaciones pulmonares, fue mayormente predominante en el sexo masculino; las principales complicaciones que encontraron fue: 
  1. Atelectasia
  2. Neumonía asosicada al ventilador
  3. Displasia broncopulmonar
  4. Enfisema intersticial
  5. Hemorragia pulmona
  6. Derrame pleural
  7. Neumotórax

  La población más afectada fueron los neonatos nacidos entre la semana 25-28, el 50% tenía un peso entre 1000 y 2000gr, es probable en este sentido que la inmadurez del centro cardiorespiratorio de estos recién nacidos prematuros pueda explicar la predisposición a mayor susceptibilidad de padecer complicaciones respiratorias primarias o secundaria a invasión respiratoria mecánica. 

• Análisis final y conclusiones 

  • La ventilación mecánica es una herramienta fundamental para la atención en neonatos en estado crítico, principalmente prematuros. Las principales causas para la ventilación mecánica es la asfixia perinatal y la membrana hialina. Según estudios, después del octavo día de ventilación mecánica aumentan el riesgo de complicaciones asociadas a ésta misma; los principales son: Atelectasia, neumonía, neumotórax y displasia broncopulmonar.

La población más recurrente, en diferentes estudios, fueron pacientes del sexo masculino, en su mayoria prematuros de 26-28 semanas de gestación, con un peso entre los 1000 y 2000 gr. Dichas complicaciones se relacionan con el sexo, la edad gestacional, el peso, la dificultad respiratoria que presentan al nacer y el tiempo que cursan con ventilación mecánica.

Categorías:Articulos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.